Reportaje: TLCAN, beneficios desiguales para el sector agropecuario

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone
Por Ricardo Alberto Calleja
Twitter: @RicardoAcalleja

Don Cirilo Jiménez, como se le conoce en la comunidad San Miguel Bocanegra, en el municipio de Zumpango del Estado de México, camina sobre su parcela de 2 hectáreas y dice que “en el campo ya no gana igual, se lo han apropiado los grandes productores”.

En este municipio mexiquense, ubicado al noroeste del Estado de México, los campesinos se han visto obligados a diversificar sus cultivos para obtener mayor ingresos y poder cubrir las necesidades básicas de sus familias, debido a que “el maíz hace años dejó de ser redituable para nosotros, los pequeños productores”, comenta Cirilo Jiménez con el rostro cabizbajo.

Don Cirilo recuerda que hace 15 años, el maíz se vendía a buen precio, sin embargo, ahora, “por cuestiones de negocio”, los compradores han “bajado los precios, provocando que continuemos sembrando para el autoconsumo y cuestión cultural que nos heredaron nuestros padres”, refiere.

“Para nosotros, sembrar una o dos hectáreas de maíz o alfalfa, significa invertir más de 15 mil pesos, pero de ganancia recibimos mucho menos, a veces no recuperamos ni lo invertido, el campesino pobre no ve otra alternativa que es la de sembrar otras cosas”, continua don Cirilo.

El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), el cual se encuentra en proceso de “renegociación”, especialistas, campesinos y productores coinciden en que este acuerdo solo ha beneficiado a los grandes productores industriales, mientras que los pequeños productores han sido relegados al olvido del sector agropecuario.

Beneficio desigual

Para el Doctor en Economía, Abel Pérez Zamorano, catedrático de la Universidad Autónoma Chapingo, durante el 3er Congreso Nacional de Comercio Exterior menciona que la renegociación del Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN), entre México y Estados Unidos, deberá partir de un principio básico: “Del respeto de una nación a otra, de igual a igual”, debido a que el TLCAN “ha empobrecido al campo mexicano” ya que ponen a los campesinos a competir contra los productores de Estados Unidos y Canadá quienes además son subsidiados por sus gobiernos,  lo que les permite “vender sus productos a precios por debajo del costo de producción, estos es precisamente lo que los mexicanos no pueden hacer sin evitar pérdidas”

Para el campo de Zumpango, en donde más del 80% de los campesinos cuentan con menos de  5 hectáreas la desigualdad es avasalladora con respecto a los “campesinos ricos” quienes cuentan con cientos de hectáreas y que son los que ilegalmente regulan los precios en contubernio con las industrias agroalimentarias.

Actualmente,  no se cuenta con el apoyo del gobierno, con políticas que impulsen  fortalezcan a los pequeños productores del campo y cuando sí las hay, los apoyos no llegan a los campesinos, se quedan en manos de los amigos de las instituciones, ellos se quedan las migajas que van dirigidas al campo y cuando llegan, ya es demasiado tarde, muchas veces, cuando el cultivo está perdido; además el agricultor no tiene acceso a la semilla mejorada, mucho menos a los fertilizantes carísimos, sistemas de riego, etc.

El valor de las exportaciones de México, equivalen a 33 mil millones de dólares, de los cuales, el 85 % se destina a Estados Unidos, mientras que las importaciones alcanzan los 27 mil millones de dólares, de los cuales 23 mil millones de dólares provienen de productores estadounidenses,” informa el estudio “El TLCAN y el campo mexicano”.

Entonces ¿por qué el presidente estadounidense, Donald Trump, dice que el TLCAN es la causa de las desgracias de su país? ¿Por qué la inconformidad? Porque quiere más beneficios, continúa Pérez Zamorano.

“Donald Trump está cuestionando al TLCAN como la causa de las desgracias de Estados Unidos, yo afirmo que esta es una tesis falsa, no es cierto que México ni su agricultura sean causa de los padecimientos de la economía americana, la economía americana está estancada, todos lo sabemos, desde la crisis 2007/2008 que fue muy cercana dicen a la gran depresión del 29, EU no se ha recuperado y esto tiene causas al interior de la economía americana”, expuso el también Director de la División de Ciencias Económicos Administrativas de la UACh en su conferencia en el Instituto de Ciencias Económico Administrativas (ICEA) de la UAEH.

Así pues, desde el cerro del Zitlaltepec o cerro de la Estrella de aproximadamente 2.650 m al norte del municipio, se observa un ambiente desalentador para el sector agropecuario, en donde el 20 % de los campesinos ha vendido sus tierras a inmobiliarias para la construcción de grandes fraccionamientos, otro negocio gubernamental, que tiene por objetivo construir en el 2020 más de 500 mil casas en la demarcación.

El actual modelo económico capitalista es un empobrecedor del campesino, debido a la globalización de la economía y a los “tratados” de comercio que solo benefician a las potencias comerciales y en cambio, empeoran la situación de países como México.

Alternativa de solución

La alternativa – dice Pérez Zamorano –  es desarrollar la tecnología para volver más competitivo al campo y bajar sus costos de producción, esto para apoyar a todo el sector agropecuario, y con esto, a miles de familias que tienen como fuente ingreso, la producción de maíz, cebada, trigo, etc.

¿Qué les queda por hacer a los campesinos pobres? Organizarse con los pobres de otros municipios, organizarse en el Movimiento Antorchista que ha apoyado con fertilizantes a bajo precio y semilla mejorada a los trabajadores del campo de Zumpango.

El dirigente antorchista de la zona, Esteban Alavés Hernández, afirma que el pueblo mexicano merece día a día una mejor calidad de vida; “La dignificación del nivel de vida de los mexicanos pobres tiene que pasar necesariamente por la garantía de que cada ciudadano cuente con los servicios más elementales.

Así mismo, exhortó a las comunidades cercanas a unirse al movimiento, apoyando en las demandas y luchando por sus ideales. “Yo invitaría a todas las personas para que se preocupen no solo por sus beneficios individuales sino el de sus pueblos, para tratar de eliminar todas las carencias y desigualdades que sufren los demás. No tengan miedo de acercarse a conocer a nuestra organización, para que con sus propios ojos conozcan el trabajo cultural, deportivo y social  que hacemos”.

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

Comments

comments